Boletín Oficial de la Comunión Tradicionalista Carlista de Navarra

miércoles, 25 de noviembre de 2015

DESAGRAVIO AL SANTÍSIMO EN LA CATEDRAL DE PAMPLONA

NOTICIA


  25 de noviembre de 2015.  Ya de anochecida, la S. I. catedral de Pamplona ha quedado abarrotada de fieles desde las 7 de la tarde hasta las 9 de la noche. Más de seis mil personas. El presbiterio se ha iluminado de sacerdotes concelebrantes. Fieles de toda edad y condición, heridos por la horrible profanación y sacrilegio cometido por algunos hombres malos, fieles atraídos por la Gracia divina al regazo de la Iglesia diocesana, se han congregado en desagravio al Santísimo a la llamada del Señor Arzobispo de Pamplona-Tudela don Francisco Pérez González.

Desde la parte de atrás de la nave central. Foto:JFG2015
He aquí algunas palabras de la homilía de Sr. Arzobispo:

(...) “Me veo en la obligación de decir que la verdadera libertad de expresión no comprende un supuesto derecho a la ofensa o un desprecio a lo más sagrado. La cultura es belleza y armonía, es patrimonio de fe y vida, que nuestra tierra de Navarra goza desde siglos. La Eucaristía es el signo sacramental de la más excelsa hermosura que existe en toda la historia de la humanidad, porque es el mismo Cristo, hoy, ahora, entre nosotros. La Eucaristía es el sacramento de entrega, el gesto de amor más humilde que nos dejó Jesús en la tierra. Es un encuentro transformador con el Señor en su Palabra, y en su Sacrificio de amor, que nos lleva a brindar esperanza, perdón, sanación y amor a cuantos lo necesitan, en particular a los pobres, a los desheredados y oprimidos, compartiendo sus vidas y anhelos, y caminando con ellos en busca de una vida humana auténtica en Cristo Jesús”.  (…)

La homilía ha tratado únicamente sobre la institución de la Eucaristía, sobre la maravilla y plenitud del amor de Dios entre los hombres. En ella, el Sr. Arzobispo ha llamado a la generosidad a los jóvenes que sientan en su interior la vocación al sacerdocio, se ha referido al individualismo y a la necesidad de no pasar la vida en el sofá.

En esta imagen se aprecian los numerosos fieles distribuidos en las tres naves de la planta de cruz latina que tiene la catedral. Los fieles que no han podido entrar,  han seguido la Santa Misa gracias a la enorme puerta de la nave central que también ha posibilitado  la ventilación. Foto:JFG2015
Con más de cuatro mil comulgantes se han acabado las Formas consagradas preparadas para la celebración. Que el desagravio continúe todo los días. 
Desde una capilla lateral próxima al presbiterio. Foto: JFG2015


Tras la Santa Misa se ha realizado una procesión con el Santísimo por las naves de la catedral. La Custodia u ostensorio que llevaba el Sr. Arzobispo seguía a una larguísima fila de sacerdotes, con el alba blanca signo del Amor y la santa pureza, que llevaban una vela como símbolo de la fe. De vuelta al presbiterio, y ante el ostensorio, se ha realizado un rato de oración con lecturas escogidas, tras lo cual el Señor Arzobispo ha impartido la bendición. La participación en el silencio y oración, en el rezo, y en los cantos litúrgicos de carácter popular en castellano y algunos en vasco, ha sido muy intensa.

Un grupo de fieles  de regreso a sus casas como parte de
la inmensa marcha de vuelta por la calle Mercaderes. Foto:JFG2015


Anuncio comunicado por WhatsApp

Para terminar pensemos en mañana. Que Dios perdone al arrepentido y que sea Misericordia, no significa que los católicos no sepamos defender los derechos de Dios, de la comunidad cristiana o Iglesia, y de las personas. Hay que dar a Dios lo que es de Dios, y a los hombres lo que es de los hombres. Por lo que respecta a estos últimos, los católicos no son ciudadanos de segunda o de tercera categoría. Que los católicos caigan en la burda tentación de quedarse en el sofá y no hacer nada con el pretexto de que Dios ama a todos, sería negarse como cristianos y ciudadanos, sería caer en un absurdo y falso clericalismo, sería arrinconarse y excluirse de la ciudad. Que se deba poner la otra mejilla no significa que se deba poner la mejilla de los demás, sino la propia; a los demás hay obligación grave de defenderles con los medios adecuados. Más todavía: hoy más que nunca, y después de tantas dejaciones en la plaza pública y las instituciones políticas, los católicos deben actuar con finura y firmeza. Por eso, mañana jueves, los amigos del respeto y con respeto, exigirán responsabilidades al tal Azcona y al mismo Ayuntamiento en la plaza de la casa consistorial. 

Ramón de Argonz 
Pamplona/Iruña 25-XI-2015


APOYAMOS a Navarra entera que saldrá de nuevo ante el Ayuntamiento de Pamplona el jueves día 26 a las 19:00 horas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada