Boletín Oficial de la Comunión Tradicionalista Carlista de Navarra

sábado, 26 de julio de 2014

CRÓNICA DE LA XXVIª PEREGRINACIÓN A SAN MIGUEL DE ARALAR

CRÓNICA

La XXVIª peregrinación carlista a San Miguel de Aralar se realizó conforme a lo previsto. Ante los temores a las repetidas tormentas, el día fue espléndido. Hubo peregrinos que partieron andando desde Madoz. La acogida de los encargados del Santuario fue atenta y muy cálida. Hubo devoción. Se sintió el hermanamiento de la Comunión. Y tuvimos entre nosotros a Margarita y su esposo, de Echarri Aranaz.



A los postres intervinieron el presidente de la CTC de Navarra y Javier Garisoain. El primero dijo estas palabras:

Queridos amigos:

1. Permitidme que os diga que tiene algo de heroico venir a San Miguel de Aralar, porque el tiempo metereológico siempre es aquí un gran riesgo, sobre todo en los días tan borrascosos que últimamente hemos tenido.
Muchas gracias a todos por estar aquí, aunque somos nosotros los que tenemos que estar agradecidos a San Miguel que es realmente quien nos convoca en esta vigésimosexta peregrinación.
A pesar del tiempo y de los líos de la vida cotidiana, aquí estamos los que hemos podido  venir, pues a muchos no les ha sido posible.
Gracias a Silvita por estar entre nosotros.
Gracias a los correligionarios de Echarri Aranaz: a Margarita –hermana de Celestino- y su esposo José Mari, y a Félix que con sus casi 100 años no ha podido subir al santuario. Trasmitid de nuestra parte nuestros mejores saludos a Benita y esposo a los que visitamos el 16 de febrero, y al otro veterano que estuvo con Félix en el Tercio de San Miguel.

2. Saludos. Por mi parte, os transmito saludos de Luis y esposa, que no han podido venir por el mismo motivo que el año pasado.
Echamos en falta a los amigos de Leiza, que prometían estar entre nosotros, porque por su entereza y valor son punto de referencia de todos.
Ayer y a última hora recibí un mensaje de José Mari que, a pesar de tener decidido venir a Aralar, les ha surgido un asunto familiar a última hora que se lo ha impedido. Rogamos a San Miguel para que estén bien.
Tampoco ha podido estar con nosotros Ángel, de Vitoria, al que le invité a peregrinar para proclamar con nosotros el “¿Quién como Dios?”.
Cuando el viernes 7 de marzo visitamos a Silvestre, éste se ofreció para arreglar el monolito al primer requeté muerto en combate, que los etarras han roto sucesivas veces. Con este motivo  los carlistas de los alrededores nos juntaremos en un acto de hermandad. Silvestre, en representación de los leizarras, nos convocará a todos a la villa de Leiza. He aquí un ejemplo más que explica que los carlistas no nos quedamos en la contemplación, porque ¿no es Silvestre quien como concejal da ejemplo de preocupación y servicio hacia sus vecinos, amigos y menos amigos, y además a costa de su   sacrificio?


3. A qué venimos. Sabemos a qué venimos en peregrinación: a honrar con humildad al Altísimo Jaungoikoa, a pedir la intercesión al arcángel Miguel en el gran combate que se libra con una dimensión específica en la historia de la salvación, y a reconocer que sin Dios nada es posible: ni en la vida personal, ni familiar, ni social, ni política, por muchos cambios de jefe de Estado y de usurpadores que haya.
Decidme: ¿no es verdad que hemos llegado rápidamente a un estado de descomposición sin igual en la historia de las familias y de España?
¿No parece que el hermoso jarrón de la vida ha quedado tremendamente resquebrajado, aunque todavía queden las piezas para tomar y ensamblar? No, nunca y en ámbito alguno podremos callar ante la sociedad la razón fundamental de la actual crisis: nuestro voluntario alejamiento de Dios creador y redentor: ¡Nada sin Dios! ¡Todo con Dios!.

4. Acción social y política.
Los tradicionalistas no estamos sólo para actos piadosos y conmemorativos –que nunca están separados de la realidad sino que a ella conducen-, aunque es cierto que la persecución ha sido y es tan grande que a veces puede parecer que sólo nos queda el refugiarnos entre los santos, los mártires y los héroes.
Pues bien, es sobre todo la intercesión de San Miguel, es el esfuerzo heroico de los que fueron valientes de Montejurra e Isusquiza, es el Apóstol Santiago, los que nos dan fuerzas para salir a la calle y plaza pública, para dar testimonio de “Dios, Patria, Fueros y Rey”, para presentarnos a las elecciones al Parlamento europeo, al Senado o municipales, y para utilizar el servicio de las escuelas de San Francisco de Pamplona a pesar de la rabia de los etarras. Ya sabéis que su boicot electoral del 9 de mayo contra Impulso Social ha sido denunciado y que el tema está en el juzgado.
Muchas gracias a todos los que habéis colaborado en las últimas elecciones al Parlamento europeo apoyando a Impulso Social
Gracias especialmente a Javier, a Teresa, y a Jorge con sus jóvenes de propaganda.
En esta ocasión electoral hicimos lo que teníamos que hacer: estar presentes en el momento en que la sociedad está más receptiva, decir las cosas necesarias que nadie dice, ofrecer una organización básica para quien desee hacer algo, no abandonar la plaza pública al mal. El hombre propone –a veces nos  dejamos llevar por la pereza- y Dios dispone. Una vez más hemos mostrado que los tradicionalistas somos personas completas y que abarcamos con coherencia desde la vida interior y familiar hasta la alta política. Otra cosa, y esto depende de cada uno mismo, es nuestra entrega y generosidad.
En esta ocasión de 2014 Impulso Social ha sacado menos votos que los obtenidos por cada uno de los tres grupos por separado en otras elecciones: CTC, AES y PFyV. No nos duelen prendas decirlo. Y no es porque no se haya trabajado. Sabed que en proporción a la población, en Navarra hemos obtenido los mejores resultados de España, y con diferencia a nuestro favor.
Varios factores han actuado en nuestra contra:
1º) Las mentiras de los liberales conservadores y los peperos bañados incluso en agua bendita –que aún quedan- sobre la abortera ley Gallardón del PP. Digámosles que con el PP y el PSOE, España es un inmenso holocausto abortista. Quien se dijo rey firmó la ley abortista y, quien ahora se dice, calla mientras las víctimas gritan en silencio. ¿Verdad que esto, labor de Juancar y Felipe respectivamente,  no debe ser?.
2º) La aparición de un nuevo PP en la sigla de Vox, que es más de lo mismo para que nadie se escape al control partitocrático. Parece que han buscado el momento para fastidiar –como ocurrió en 2010- porque la situación se les iba de las manos.
3º) El silencio y vacío de quienes deberían haber apoyado (COPE, 13Tv) a Impulso Social. Ellos señalaron la dirección de super-mínimos, les hemos hecho caso, y luego nos han dejado en la estacada.
4º) Es desconocimiento de no poca gente sobre la existencia de Impulso Social, pues no nos ha sido posible lanzar una marca en dos meses.


5. Adelante. Nosotros seguiremos trabajando como siempre y en lo que nadie trabaja hoy: la presencia activa de Dios en la política, el Aborto No - Vida Sí, el matrimonio como Dios manda, la familia y la educación de los padres, la indisoluble unidad de España y su configuración en regiones históricas, los verdaderos Fueros de Navarra fundados en Dios y en los derechos de las instituciones sociales, el más sociedad y menos Estado, que la sociedad recupere sus derechos, el “no” a la partitocracia y al espíritu de partido que todo lo corroe, el derecho de las víctimas del terrorismo y la necesidad de no ceder al chantaje terrorista, la Justicia social, el Socorro Blanco de ayuda mutua que dirige nuestra Belén, y el qué es la legitimidad (recordemos: rex eris si recte facias, si non facias no eris: serás rey si haces bien, si no haces bien no lo serás). Repito lo que escuché a don Juan Casañas Balcells en Pamplona (restaurante Bidasoa) un diciembre hace 37 años: no sabemos quién es el rey; lo que sí sabemos es quién no lo es. Fue muy aplaudido.
Que Dios nos devuelva la inocencia si la hemos perdido y nos la conserve. Que el arcángel nos alcance fortaleza y perseverancia. Que la Inmaculada nos conceda la virtud de la santa pureza, que en tantas ocasiones recuerda nuestra presidente doña María Cuervo Arango. Y que nuestros mártires eleven nuestra vida a los grandes ideales que permanecen a pesar del dragón, que desde la muerte de Nuestro Señor, está vencido.
Ahora, si me permitís, doy la palabra a Javier Garisoain.
José Fermín GarraldaArizcun
Pte. CTC de Navarra

San Miguel in Excelsis (Navarra), 29-VI-2014


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada