Boletín Oficial de la Comunión Tradicionalista Carlista de Navarra

viernes, 22 de julio de 2011

¿ESTO SON FUEROS?

OPINIÓN

¿ESTO SON FUEROS? LA SANGRÍA ECONÓMICA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA, NUESTRO MINI-ESTADO, Y U.P.N. SALVA AL P.S.O.E.
Monumento de los Fueros de Navarra.
Detrás el Gobierno de Navarra.
 
Datos del Parlamento

Del presupuesto de 13 millones de euros que tiene el nuevo Parlamento de Navarra, casi 6 millones se van en sueldos, dietas, asistencias, cesantías y el reparto del dinero público entre los partidos triunfantes. De esto último no hablan los comentaristas que advierten que el “Parlamento (está) sin crisis”. Un total de 35 parlamentarios cobrarán un sueldo por acogerse al régimen de dedicación absoluta, y los 15 restantes cobrarán dietas, todo lo cual asciende a 2, 5 millones de euros (DdN, 17-VII-2011). Los que han pasado del Gobierno al Parlamento pueden cobrar a la vez cesantías y dietas. Por su parte, los asistentes nombrados a dedo han paso de nueve a doce para esta legislatura. El Parlamento navarro es el que más cuesta a cada ciudadano de los que hay en toda España. Es más, tras el Parlamento de La Rioja, el de Navarra es el que más parlamentarios tiene según población. Un super-lujo y mucho descaro: también el de los que van de amigos de los pobres.
Sin duda, dicen que se podría ahorrar el 25% del gasto del Parlamento. Ahora bien, creo que se podría ahorrar mucho más si la representación fuese universal y orgánica, votando cada uno por instituciones sobre sus intereses y de lo que sabe, en vez de ser el surtagio individualista y votando todos sobre todo, incluso sobre lo que no se tiene ni idea. En el primer caso sería con mandato imperativo y juicio de residencia, y ahora en el segundo es mediante un cheque en blanco y fabricando posiblemente auditorías que “señalan”  previa e injustamente al sometido a examen.
Decir también que, según la última encuesta, el 40% de los navarros señala que el Parlamento es poco o nada eficaz.
¿Y el Ayuntamiento pamplonés?: el 32% del presupuesto se va en gastos de personal.

 
¿VACACIONES?
De alguna manera sí hay vacaciones, y bien ganadas. Pero la política –no sólo la politiquería- no está de vacaciones. Máxime cuando las “leyes” más corrosivas, las elecciones, la formación de los Gobiernos, y los primeros desaguisados… suelen ser previos al período estival, cuando casi todos dormitan. Por eso, no existen vacaciones en el alma política que tiene toda persona –pero… ¿quién se ocupa hoy de “ese alma”?- ; y digo toda persona porque, mal que pese a los puristas que no quieren ser tachados de afectos a uno u otro partidos políticos, también manifestarse contra el abortorio-matadero de Ansoáin es hacer  política, y de la buena. 
Pues sigamos con la buena política. En el último “Irrintzi” que tanto gustó al público lector, publicado con motivo de las elecciones al Parlamento de Navarra y los Ayuntamientos, se hacía una extensa relación de los errores de UPN y otros “conservadores”. Aunque fue cansino recogerlos, era obligado hacerlo. Digamos también que si los fugados de UPN se dieron cuenta un poco tarde, no fue por agudeza sino porque no van a las causas de los problemas.

Los rostros de la crisis
  * * *
NUESTRO PARLAMENTO.
Ahora nos desayunamos con el enorme gasto del Parlamento de Navarra, en el que sobre todo están implicados los partidos del pacto: UPN-PSN. Si la señora Barcina ha ahorrado adecuadamente –lo que se le agradece- al perfilar el nuevo Gobierno de Navarra, su partido ha podido hacer algo para ahorrar en el Parlamento. ¿O no?
Pues bien, los motivos del  descontento general sobre el gasto del Parlamento de Navarra son varios.
Primero. La Cámara sigue siendo un derroche a pesar de la crisis que a tantos ahoga desde 2007, como si la representación social lo justificase. El intermediario, que es la máquina de cada partido (la partitocracia), ha querido y quiere seguir encareciéndolo. Por lo visto, es imposible hacer otra cosa. Son las malas tendencias hechas costumbre. Más que las Cortes de Navarra en cuanto tales –que realmente no existen-, lo que es un desastre y una ruina es lo que la partitocracia haría en ellas. ¿Por qué no levantan el dedo todos los responsables de la crisis que nos ahoga? ¡Ah!, pero lo no diga Vd., porque cae en la incorrección política siempre tan fatxa, que parlamentarios tienen los PSN, IU, NaBai y Bildu, desde luego.
Pues bien, y como solución, nosotros creemos que una sociedad bien representada, por sus instituciones naturales y que verdaderamente “saben” -con mandato imperativo y juicio de residencia para todos- tendría sin duda muy poco gasto.
Por otra parte, ¿no pueden seguir los parlamentarios en sus profesiones habituales, omitiendo así una dedicación exclusiva a las labores de la Cámara? ¿O es que no las tienen o no son eficaces en su ejercicio?
Perdónenme que les diga, pero por estos dos motivos –el gasto y la poca preparación de los políticos- lo de hoy no es eficiencia. Es una pena que más que un Parlamento aquello parezca un “charlamento”. Y de Cortes, nada de nada. Y así estamos en toda España.
Segundo. La partitocracia recibirá subvenciones por valor de 234.608 euros mensuales, es decir, 2’ 8 millones de euros al año. Así se perpetúan a sí mismos. ¡Pobres de verdad aquellos sectores políticos como los carlistas que, por lo que sea, no tienen representación parlamentaria! Desde luego, aunque nosotros no recibimos un duro, no nos disolvemos ni nos vamos de la política, a diferencia de lo que hace el partido CDN de Alli y Burguete, que está muy bien desaparecido porque en su día votó en la Cámara la adopción por parejas homosexuales, contra el derecho natural más básico (por cierto, lo hizo a comienzos de un mes de julio).  

Gobierno de Navarra (antigua
Diputación Foral de Navarra)
 * * *
ESTE MINI-ESTADO.
Se han cargado el Fuero de Navarra en la práctica, porque el actual funcionamiento político e ideología dominante son las de un pequeño Estado. ¡Qué diferencia la de éste con la sociedad foral y la administración Foral, donde imperaba la libertad civil y el “hágase usted las cosas” y, si no puede, pida ayuda a la institución inmediatamente superior etc.! Era el principio universal de subsidiariedad. Había pocas leyes y buenas, y además se cumplían. Por lo que respecta a las instituciones, no se vivía de utopías, ni con fáciles demagogias o torpe competitividad entre grupos opuestos. Vivíamos conforme al principio de subsidiariedad -por ello sin el consiguiente derroche-, y estábamos muy orgullosos de los Fueros. Ahora, en el pequeño-Estado de cada autonomía (al que tanto se asemeja Navarra), los Parlamentos y Ejecutivos quieren hacerlo casi todo, hacen cosas bien pero otras cosas muy malas y hasta gravísimas, buscan el bien del partido más que el bien común, muchas veces son unos entrometidos en la sociedad, y se conciben como una gran maquinaria institucional, partitocrática y burocrática, pesada y no pocas veces inútil.
El problema del excesivo gasto del Parlamento es una cuestión entre otras. No es de extrañar que se esté criticando el “Estado autonómico” y que en las calles (desde siempre se ha hecho en estas) se denuncie a la particocracia. El llamado “Estado de bienestar”, con el que los políticos y la burocracia justificaban sus intromisiones en la sociedad, hoy es una ruina y cae en el “malestar” y el fraude social. Es más, hay duplicidades administrativas, instituciones inútiles e ineficaces (v. gr. aquí el “Defensor del pueblo”…). No en vano, todos creen que es pésimo profesionalizar la política, pues en ella  hay arribistas e ignorantes, y muchos de los que se dedican a ella son cautivos de no sé quien, sea de sus jefes, sea de las directrices…. Los hay que si bien ocuparon cargos políticos, no saben hacer otra cosa, y siguen viviendo de la sopa boba, recolocándose en la administración o en la estructura de sus propios partidos.
No me extraña. Como Navarra no se diferencia en nada de las autonomía, de los micro-Estados (salvo el Pacto –sui generis- que supuso la LORAFNA en 1982), parece comprensible que, según el senador Pedro Eza Goyeneche (UPN), “en Madrid se dicen disparates sobre los privilegios de Navarra” (DdN, 6-VII-2011). En efecto, ¿en qué nos diferenciamos del Parlamento de Madrid, del Estado central, en cuanto gasto, funcionamiento, limitación del poder político y tipos de leyes? Pues en nada.
Ahora bien, el problema más grave no es éste, sino cuánto mandan los políticos, y qué es lo que mandan.
Hoy, Navarra ha perdido lo bueno que tuvo. Y hasta en Ansoáin van a colocar muy legalmente, y cumpliendo benéficamente la ley (que es la nueva diosa, oiga Señora Barcina), un lugar para masacrar niños y niñas. Y todo en el país de los “Fueros”, de los “contrafueros”, y del anti-Fuero. ¡Cuánto cuento, Dios mío, cuánto cuento!

Otro símbolo de poder en crisis
  * * *
Pues bien, lo que los carlistas hemos dicho siempre sobre el derroche y el estatismo actual, ahora comienzan a decirlo otros, incluso personas e instituciones que han traído y sostenido el sistema actual, sean conservadores o bien de izquierdas. Bien está, pero que no engañen al público “cabreado”. En otros temas hemos visto que los listos del “cambiar algo para que nada cambie”, se han sumado a las legítimas protestas, pero para luego desviarlas en otro sentido. Los del 15-M es un ejemplo. Otro fue cuando el asesinato de Blanco, en Ermua. Ahora, cuando aprieta el cinturón, parece que regresa el sentido común. Por eso el pueblo llano es sabio, aunque para malearlo ya está la TV, ciertos políticos y cierta prensa.
No diremos que nosotros, los carlistas, “lo hemos dicho antes” como hacen los chiquillos, pero sí que hay diferencias entre los nuevos denunciantes y nosotros. ¿Cuáles  son? Pues son dos. Una, que los carlistas ofrecemos soluciones. Y otra,  que no ponemos  tronos a las premisas y cadalsos a las consecuencias.
Concentración de navarros
delante del monumento a los Fueros, 
con el lema: "Vida Sí, Aborto No".
El derecho del niño a nacer es el
primer Fuero de Navarra.
Sin él, todo lo demás son bobadas.
También ahí estuvo la CTC
con sus pancartas.
 * * *
UPN Y LOS NACIONALISTAS SIRVEN AL PSOE.
El consejero sr. Miranda (UPN) dice que “estamos superorgullosos de haber respaldado en mayo de 2010 a un Gobierno que lo estaba haciendo francamente mal, para salvar el país” (DdN, 17-VII-2011). ¡Vaya pues! Parece que la mala política nos vuelve locos. Ya dijo Leguina en su Blog que la Moncloa vuelve loco a cualquiera, que volvió loco al Sr. Aznar en su segunda legislatura, y que ZP ya lo estaba al empezar–dice-. Lo mismo podemos decir de los políticos regionales. ¡Porque la verdad es que el Sr. Sanz se ha lucidos en varias ocasiones!
Así, de nuevo el PSOE de ZP salva en el Parlamento el techo de gasto en los Presupuestos de 2012, esta vez gracias a la abstención de CIU, PNV, CC y UPN (DdN, 13-VBII-2011). Es curioso que UPN, que dicen que nació contra el nacionalismo separatista, actúe como él ante ZP “el destructor”. Sí, como lo hacen “por política”, no me extraña que la gente odie “esta política” y de ahí –ilógicamente- “la política”. Todas las dichas  siglas salvaron in extremis al Gobierno ZP, acorralado por la situación de los mercados financieros. De otra manera, podría llegar el adelanto electoral. Me creo que todos ellos lo hicieron a cambio de algo.
Sin embargo, esta no es la primera vez que UPN apoya a ZP, pues también la abstención de UPN salvó el plan de ajuste de ZP el 27 de mayo (DdN, 28-V-2011), cuando el PSN de Jiménez le advirtió que votar en contra del “ajuste” de ZP supondría romper los pactos en Navarra. Y luego dirá el sr. Jiménez que él, y no la sede de Ferraz, manda en el pacto UPN-PSN.
Estos chantajes y otros hay en este maravilloso sistema. En él, o el partido triunfante es tan absoluto en escaños como el Estado absoluto que puede gobernar con poderes ilimitados como un nuevo dios –o diosa-, o está a merced del temor a los tripartitos pergeñados por los perdedores. No en vano, el 23 de junio la señora Barcina hizo un discurso de investidura sin grandes proyectos pero, eso sí, prometiendo “austeridad” (¡!).
Seguramente, querido lector, ahora sabrás algo más de por qué los carlistas estamos muy lejos de la actual partitocracia, de la LORAFNA de 1982, y de cómo actúa UPN. Hay otra forma de hacer política, y mucha gente de valía está encerradita en sus casas porque la actual política, que tiene sus días contados, no les va.
Es preciso, pues, dejarnos de zarandajas y –va muy en serio- recuperar los Fueros, que parten del Derecho Foral privado, suponen libertades civiles de verdad, respetan y se comprometen ante Dios y el derecho natural, y limitan u orientan al Parlamento, que por otra parte debiera organizarse orgánicamente, huyendo lógicamente de la partitocracia.

Javier F. García
Pamplona, 22-VII-2011
Fotos: el autor2010-2011



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada