Boletín Oficial de la Comunión Tradicionalista Carlista de Navarra

jueves, 26 de diciembre de 2013

FIESTA DE LA JUVENTUD CARLISTA DE PAMPLONA. 22-XII-2013

CRÓNICA

LA JUVENTUD CARLISTA DE PAMPLONA DE CELEBRACIÓN Y FIESTA

ES UNA FIESTA MUY ALEGRE y arraigada. Lleva más de cien años. La juventud carlista de Pamplona se reúne con sus mayores para honrar a la Inmaculada Concepción el domingo siguiente a la octava de la Inmaculada Concepción, por privilegio especial de S.S. Pío X.
Es una fiesta familiar y social, pero por ello, y tal como estamos a causa del poder político que hace mal, también siempre fue una fiesta política entorno a la Inmaculada bordada en nuestra bandera, porque las personas, familias y sociedades algo tendrán que decir ante todo lo que sufren, y en aquello que son oprimidos  por parte de la política liberal-socialista.
Los de nuestra quinta llevamos celebrando esta fiesta durante casi 40 años, pues si ayer fuimos jóvenes, ahora son los jóvenes los que nos invitan a celebrarla con ellos. 
El día ha sido muy bueno, pues en pleno invierno ha lucido el sol y no hacía ni pizca de frío.
La presidente de la CTC, Excma. María Cuervo-Arango, excusó con gran pena su presencia debido a motivos familiares. Comunicó a todos los presentes sus más sentidas palabras de afecto y máxima consideración.
* * *

Aspecto parcial del templo de las Rvdas. MM. recoletas de Pamplona. Foto:JFG2013

Se han seguido los Actos previstos. A las 12:30 horas, ha tenido lugar la Santa Misa celebrada en la preciosa Iglesia de las Rvdas. MM. Recoletas de Pamplona, de hermosísimo y afamado retablo barroco dedicado a la Inmaculada. El templo recogía a más concurrencia que otros años. Seguramente al orador sagrado la chiquillería que acompañaba a sus padres le alborotaban las ideas. Al final de la celebración, los jóvenes, acompañados de los no tan jóvenes, realizaron la consagración a María Inmaculada.
A la salida del templo continuaron los parabienes.
                                                              * * *
A las 13:30 horas, se celebró la ofrenda floral junto al preciso monumento blanco dedicado a la Inmaculada Concepción (para nosotros en el Rincón de la Aduana), al lado de la capilla de San Fermín. Por tratarse de un acto político, estaba presente la policía nacional, aunque ellos saben que nos valemos de sobra para protegernos si de eso se trata. La gente se concentró para escuchar el discurso  de P. J. Urroz, que dijo sobre la crisis actual lo siguiente:

Ante el monumento a la Inmaculada Concepción
Foto:JFG2013

“No son los bancos, ni las hipotecas, ni el enorme descontento  social donde radica el origen de nuestra gran crisis global.
Nuestra crisis que destroza al concebido y aún no nacido por miles -ya sea con la Ley 1985, la Ley Aído y ahora la “reformita” Gallardón-, nuestra crisis que insulta el matrimonio igualándolo a la unión contra natura de los maricones, que destroza la familia, que impide la representación política de la sociedad, que ignora qué cosa sean los Fueros, que destroza la unidad de España en su variedad, que no reconoce principio alguno de autoridad cuando es sustituida por la fuerza y la cantidad de escaños parlamentarios… es el resultado final de la gran crisis que se originó cuando el España se alejó de Dios y de la religión católica en la Constitución de 1978 con falsos pretextos. Es preciso volver a la religión católica en el ámbito privado, público o político. En callar el ámbito político está la raíz de la crisis y la desmoralización e incredulidad cada vez mayor en lo público y privado”.

Hacia el final del discurso se afirmó:

“Hoy, nosotros, si verdaderamente rendimos homenaje a la Inmaculada, debemos empezar poniéndonos al servicio total de esta sociedad a través de nuestras asociaciones y lugares profesionales. No hablamos de una retirada a la vida íntima y familiar, pues eso muchos lo hicieron con pésimos resultados. Los carlistas siempre salimos a la calle, como personas completas. No nos redujeron a la sacristía. No nos reducimos al apostolado de confidencia ni a una nueva evangelización, siempre y del todo necesaria. Nos interesa la sociedad de la cual la política es inseparable, pues es donde se cuecen las grandes decisiones que han deshecho nuestra sociedad; aquí, en Pamplona y  Navarra, en España y en Europa. Desde luego, no habrá nueva evangelización posible si no afecta a la política. Buscamos al hombre completo, que abarca –no podía ser de otra manera- la acción política.

Los chiquillos estaban alborotando alrededor,
comos siempre -y menos mal-. Foto:JFG2013

Otra cosa: no quieran los acomplejados partir de cero y hacer tabla rasa del pasado, como si nos fuésemos pueblos enraizados, como si se avergonzasen de sus padres, como si renegasen e incluso tergiversasen nuestra historia, como si el hombre no estuviese configurado –configuración abierta- en el ámbito social. No quieran estar dichos acomplejados y puristas en la cresta de la ola para chupar posibilidades cuando debían estar más que en cuarentena por sus pasados compromisos. Nosotros, nos manifestamos antañones como las lealtades, el vino, y los amigos. Nos manifestamos enraizados, por lo que  somos, y ello nos permite actuar con una dirección y sentido. Somos tradicionalistas, o si se quiere tradicionales, o, si desean quienes huyen con alergia de los “ismos” –salvo el del “cristianismo”-, amigos de la tradición, que es realidad, realismo, tener los pies en la tierra y no dejarse engañar por cantos de sirena, utopismos y “nuevas eras” que en realidad rompen en ciertos aspectos importantes con la Iglesia de siempre. Nosotros no tenemos sombra de romanticismo, que sí lo tienen tantos utópicos de la soberanía nacional y las libertades absolutas, del desarraigo y augures de la “nueva era” o “nueva” cristiandad a lo Maritain. Tampoco tenemos sombra de conservadurismo ni de la pereza irresponsable del “bon vivant” o del “que arriesguen otros”. Como decía don Álvaro D’Ors: o Tradición o plagio. Tampoco quieran darnos lecciones los que se despiertan tarde y mal, cuando los carlistas estábamos peleando por el bien común”.

            Tras estas medidas palabras, dos jóvenes margaritas con sus simpáticos dieciséis años y la veterana Sylvita Baleztena –que llevó a su hermana Rosario a la celebración en silla de ruedas-, se acercaron al monumento para realizar la ofrenda floral, donde colocaron un ramo de flores junto a las banderas de España y la tradición. Simultáneamente se cantó el Oriamendi en la plaza. El aire se sosegó y los transeúntes pudieron respirar un ambiente de paz. En efecto, el ambiente callejero en Pamplona está tenso, y eso que seguramente los “jurrus” estarían “durmiendo la mona”; digo tenso como lo demostró una palaba semioculta y cobarde de desprecio por cierto individuo madurito, realizado “por los bajines” ante las boinas rojas de las hermanas Baleztena cuando éstas atravesaban con toda paz la calle San Francisco del Casco Viejo, y otra pregunta alterada, dicha por otro hombre, cuando un joven carlista introdujo la bandera de España en el restaurante. ¿Por qué habrán mentido y engañado en nuestro pueblo, Dios mío?

Junto al monumento a la Inmaculada. Foto: JFG2013
                                                              
                                                          * * *
A las 14:15 horas, se celebró la comida de hermandad en un restaurante céntrico de la Avda. Pío XII. Hubo varios menús y precios anticrisis. Presidió la reunión la Cruz de San Andrés. Muchos de los que asistieron a la Santa Misa no acudieron al restaurante por diferentes motivos. Se les echó en falta, pero de ir todos ni hubiéramos cabido.
La comida de hermandad se prolongó más que otros años, y al final se repartieron los boletos de la rifa de la cesta y el premio de consolación. Al final, llegaron las intervenciones que justificaron por qué estábamos aquí, así como  nuestros proyectos inmediatos, además del hecho de celebrar con alegría y confianza de familia a la Inmaculada.

Instantánea de un rincón del comedor, con intervención de un joven. Foto:JFG2013

* * *
En representación de los jóvenes, un muchacho de Cruz de Borgoña expuso con su habitual simpatía y naturalidad, la necesidad de juntar a los jóvenes animosos y de hacer algo. Los jóvenes no están para dormitar, ni para quemar sus años de juventud con frivolidades quedando cada vez más vacíos, sino para decir algo, mucho, a nuestra sociedad; para ser agentes de bien.
A continuación, una margarita leyó el testimonio escrito del joven Echeverría de Madrid, que lamentablemente no pudo estar presente en la celebración. En su carta narró el asalto en toda regla, de naturaleza violenta, con agresiones físicas –perdiendo un joven carlista la sensibilidad en una parte de la cara- y múltiples destrozos, que por parte de unos desalmados sufrió la sede que los estudiantes tradicionalistas tienen en la Universidad Complutense de Madrid. Además, según informó, las pintadas del exterior del edificio animaban a  descuartizar a los carlistas.  Así se las traen los que han cacareado mil veces lo que nunca han sido; ahora de nuevo lo demuestran.
El secretario general, don Javier Garisoain, expuso la necesidad de la organización y la actividad, de aumentar la afiliación, a lo que convoca el precioso calendario de este año. 

Intervención política del secretario general de la CTC,
don Javier Garisoain Otero. Foto: JFG2013

Vinculado a ello, don Javier Zazu, secretario de acción electoral, propuso un gran objetivo y una gran realidad. El objetivo es presentarnos a las elecciones europeas de 2014 junto a otros grupos como AES y PFyV, coalición electoral está abierto a otros. No ha sido fácil llegar al acuerdo, porque a veces –y no precisamente los carlistas- unos y otros se aferran a cuestiones no tan urgentes si lo comparamos con lo urgentes que son la vida del concebido y aún no nacido, el matrimonio y la familia como Dios manda, el derecho de los padres a la educación de sus hijos sin intromisiones del Estado u otra institución política, y el bien común. Lógicamente, los carlistas lo mantienen desde su concepción católica de la vida, que saldrá a flor cuando se defiendan dichos principios, que pertenecen al derecho natural más básico, en la calle y llegado el momento en el Parlamento europeo. Tengamos en cuenta que estas elecciones son al parlamento europeo y no al español, que tienen perspectivas, ámbitos y competencias muy diferentes. Este es el gran objetivo práctico e inmediato. Pues bien, la gran realidad de la que se ha hablado, es la necesidad que tiene nuestra sociedad de una candidatura provida, profamilia etc. totalmente alejada del PP. Seguramente el PP estará pensando sacar otra cosa para que la presencia real del pueblo español en la política sea evitada, boicoteada, teledirigida como lo han sido varias manifestaciones millonarias en Madrid -¡que si tendrán caradura!”-: pensemos en posiciones críticas como Abascal, Aguirre, Vidal Quadras, y quizás Mayor Oreja… Estas tácticas son más viejas que la pana, pues ya existían allá en tiempos de Vicente Pou (1842) y Pedro de la Hoz (1844). Ante todo lo que ha ocurrido y está ocurriendo, el verdadero pueblo español tiene que lograr su representación allá donde otros quisiera, representarlo pero desde luego que mal y para torcerlo. En resumen, “tenemos una buena currada desde aquí al mes de mayo, una currada tremenda”.
El lado de la presidencia. Foto: JFG2013

Añadamos nosotros que aquí no tienen cabida los perezosos, ni los conservadores –que llamarán románticos a los tradicionales-, quienes por compromisos siempre quieren estar en la cresta de la ola, quieren estar a buenas con lo existente y sus mandamases, quieren una parcelita de poder para protegerse a sí mismos y sus propias obras sociales, se olvidan de la política aunque tengan sus propias élites que se meten en ella, y quieren tocar  todas las teclas del piano –incluso las rotas y desajustadas- para intervenir como sea en su música. Los llamados demócrata cristianos no tienen salida en el callejón.
Al final, Jaime de Arriaga expuso lo siguiente –extracto tomado bajo mi exclusiva responsabilidad-:

"Una cosa importante.
Cada día, cuando oigo hablar "tu que eres carlista", lo identifico con el "soy español". Los demás pueden entenderlo con las mil variedades que nos han dado, pero todos, al decir "carlista", nos identifican con el "soy español". Gran parte de los que hemos visto que ponían a España como ideal, ocurre que no proponían como tal la verdadera España. 
Hoy debemos soplar en los rescoldos. No me refiero a los aquí afiliados, no, sino a que hay cantidad de gente que ansía la España de siempre. Cuando alguien quiere acercarse a España desde posiciones contrarias a las nuestras, no nos entienden, porque a España no le puede conocer más que el que sea fiel al ideal que tenemos. 
España no es un hombre. España no es una configuración geográfica. A mi no me gusta la palabra "nación". Me sobrecoge y emociona, sin embargo, la palabra "Patria": lo recibido. Hay muchísima herencia, no sólo religiosa, sino germen de una brillante civilización. 
Seamos muchos o pocos, España sólo recuperará la posibilidad de ser cuando sea fiel a la fe católica. A una variedad tan elevada como la existente en España, sólo puede salvarla un ideal y una autoridad. Ahí será cuando vuelvan los Fueros. Lo que venga nos parecerá una variante de lo que hemos recibido. Si no, no vendrá. El fuego es posible cuando queda el rescoldo. Y hoy, rescoldo, queda. Quien quiera amar a España tiene que conocerla. No es fácil conocerla porque todo está deformado. El Carlismo no es más que España, la España tradicional. La tragedia de España comienza con Felipe V. Tras él y ya en el siglo XIX, ¿quién pudo, quiénes pudieron dar la cara siempre? El Carlismo, los carlistas, los españoles tradicionales de su momento, llámense como se llamaron.
Si el Carlismo desaparece no habrá referente vivo. En todo esto la Inmaculada tiene mucho que ver. Nosotros somos un testimonio de lo que debe ser. Por otra parte, sabemos que tradición y progreso se necesitan, se dan la mano, están unidas en la misma correa de transmisión. Por lo que respecta al progreso, sabemos que el dominio de la ciencia no es contrario a la Fe: decirlo es el truco del almendruco. 
Hoy España está en una tensión de fuerzas extrañas, y cada una se plantea a ver quien se lleva más. Peores momentos que estos los pasó la España del siglo X, y siguió adelante. Ya desde los comienzos de la Reconquista, y según lógicamente los moros: "son treinta asnos". Bien, pero a pesar de eso los "treinta asnos" crearon cinco reinos. Si no llega a ver un don Pelayo... Luego vino Almanzor para asolar Montserrat, Santiago de Compostela, Pamplona...
No todo tienen que ser palabras, porque en el Poema del Mio Cid se afirma eso de que "fablar sin manos no es fablar, es escribir". Es decir, "fablar es fablar de verdad cuando se faze".
* * *

Aplausos, guitarras y villancicos. Rifa final de las cestas, y contento a quienes les tocó. Y todos los demás con ellos. Las cuentas del restaurante cuadraron muy bien. Unos continuaron hasta tarde, otros se recogieron en este alegre día de invierno.
Asistieron muchos a la celebración, y fueron más que otros años a la Santa Misa y ofrenda floral. Estuvieron personas que otros años no pudieron asistir como Erviti, Amat, las Baleztenas, el veterano don Joaquín Catalán Mateo… entre otros. Diversas familias fallaron por motivos propios, y algunas siempre presentes enviaron no obstante a algunos de sus hijos. Otros representaban a los carlistas de sus respectivos pueblos, como es el caso de una margarita valerosa de Echarri Aranaz, nuestra querida doña Margarita Maiza. Muchos recuerdos me dió para todos don Félix Igoa Garciandía -al que conocí y admiré de chaval hace unos 37 años por su carlismo vivido con un enorme sentido y naturalidad- al que hace poco visitamos en Echarri-Aranaz; con sus actuales 98 años –Dios nos lo guarde- no puede venir, mientras recuerda con alegría habitual su presencia en la esta fiesta durante muchos años.
* * *
Preciosa imagen antigua de la Inmaculada de
Casa Baleztena (Pamplona). Foto: JFG2013

Sí, donde queda un verdadero católico y navarro, queda una esperanza. Y todos a servir, que para eso nos trajeron al mundo. Que los jóvenes transmitan su alegría, entusiasmo y ganas de vivir a otros jóvenes y al resto de nuestra sociedad. 
Nos deseamos el mayor éxito en las labores del 2014, que empezar junto a la cuna del Niño-Dios está requetebién. 
Sólo en los bienes inherentes a nuestra Tradición y en los Fueros, y sólo aceptando la doctrina social de la Iglesia (la vida, el matrimonio como Dios manda, la familia, la subsidiariedad, las sanas libertades, una verdadera representación política) y la fé católica, recogida expresamente en las leyes de España…, puede defenderse una España real, una España unida. Sólo así, fuera de las dentelladas actuales, habrá legitimidad de ejercicio en la monarquía y los gobiernos por encontrarse al servicio del bien común.

María, Virgen y Madre, Concepción Inmaculada, que concedéis la limpieza de alma de aquellos que os suplican y fortaleza en los mayores sacrificios, rogad por nosotros

José Fermín Garralda Arizcun
Pamplona, 22 de diciembre de 2013


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada